Etiquetas

, ,

Ver las cosas de arriba tiene sus ventajas. Y si en los tiempos de los antiguos Griegos significaba estar más cerca o en contacto con sus Dioses, hoy en día significa gozar de un paisaje impresionante sobre la Capital Helénica. La Acrópolis de Atenas es propio esto: La Ciudad Alta, símbolo de la cultura clásica y cuna de la civilización occidental.

La Acrópolis surge sobre una colina que se alza 70 metros por encima de la ciudad. Acrópolis en antiguo griego significa “Lugar elevado” o “Cumbre de la Ciudad”.

La Acrópolis ha visto la construcción desde el neolítico, de templos, iglesias y mezquitas. En otras palabras visitar la Acrópolis significa hacer un viaje a través de la historia.
Ya sólo la entrada es una joya arquitectónica: los Propileos construidos entre el 437 y el 432 a.C., compuestos de un cuerpo central y dos alas laterales adornadas con columnas dóricas.
Los Propileos acogen salones con frescos y un templo dedicado a la Diosa Atenea Nike, Diosa de la Victoria, erigida por la victoria de Atenas sobre los Persas.

Imagen 1 : Foto de los Propileos, la entrada al Acrópolis.

Imagen 2 : Foto del Templo de Atenea Nike.

Una vez que se entra en la ciudad alta, se puede ver el Partenón, que está en la parte más alta de la Acrópolis. Este templo fue erigido en honor de Atenea Partenos entre el 447 y el 437 a.C., es el monumento más importante de toda la Grecia. Las particularidades decorativas y arquitectónicas son muchas: Desde los Frontones decorados con frisos en relieve que representan el mito de Atenea y Poseidón, que se disputan el dominio de la ciudad de Atenas y de la Ática, hasta las columnas estriadas.

El Templo del Partenón cuenta con 46 columnas dóricas alrededor del edificio, situadas sobre el estereóbato o podio, es decir, la plataforma que desconecta el templo de la tierra, o sea, que lleva el templo hacia el cielo.

En el Naos o Cella grande del Templo, estaba una gigantesca estatua de Atenea Párthenos (o sea Atenea Virgen), hecha de oro y marfil que fue destruida a lo largo de los siglos, ahora en el Museo Arqueológico de Atenas se puede ver una pequeña reproducción de la estatua correspondiente a la Edad Romana.

Imágenes 3, 4 y 5 : Fotos del Partenón.

Imagen 6 : Foto de Atenea en el Museo Arqueológico de Atenas.

El Partenón había perdido el esplendor y el boato de los orígenes, no obstante en la actualidad es en grado de suscitar únicas e inolvidables emociones. Sobre todo al atardecer la vista del Partenón es imponente, debido a los juegos de luces que se crean sobre las columnas de mármol Pentelikon (desde el Monte Pentélico), que producen colores del marfil al rosado hasta el dorado.

En la Acrópolis hay otro lugar de culto llamado Erecteion, con un pórtico apoyado por seis columnas en forma de Doncellas, llamadas Cariátides. Hoy en día, en la Acrópolis se pueden admirar solo los calcosde estas estatuas, cinco de ellas están en el Museo de la Acrópolis de Atenas y una al Museo Británicode Londres. La subdivisión originaria del templo preveía dos principales zonas: Una dedicada a la Diosa de la sabiduría, Atenea; y otra al Dios del mar, Poseidón. El Erecteion surgió donde ocurrió la disputa entre las dos divinidades.

La leyenda cuenta que el pasional Poseidón golpeó con fuerza a través de su tridente la roca y desatascó un río de agua salada y la sabia Atenea golpeó dulcemente la tierra con un pie donde creció un árbol de olivo, que los ciudadanos consideraron más útil para la comunidad; así Atenea ganó la disputa y dio su nombre a la Ciudad.

C. G. Jung diría que la mitológica disputa entre Atenea y Poseidón es una representación arquetipal de la lucha entre las pasiones y la razón del ser humano, es decir,la lucha entre la brutalidad y el pensamiento, los instintos y la filosofía; por eso se puede decir que la Acrópolis de Atenas es la “Síntesis de toda la Civilización y de la Filosofía Griega”.

Jung empezó a estudiar los Mitos contenidos en el arte antiguo para comprender mejor la psique humana y sus pulsiones.
Él decía que el Arte Griego, Romano y Egipcio está constituido por un imaginario de arquetipos que expresan las pulsiones y los instintos del ser humano.
Por eso “El Arte” impulsa la Mente y la Esencia de los seres humanos a reflexionar sobre la vida, sobre sí mismo y el mundo.

La Arquitectura de la Acrópolis de Atenas representa uno de los momentos más altos de la arquitectura mediterránea, y quizás mundial.
Entrar en la Acrópolis, es como entrar en un lugar sin tiempo, por un camino que conduce “Hacia la Infinitud”.

Imágenes 7 y 8 : Fotos del Erecteion.

 Imagen 9 : Dibujo del Orden Dórico (del libro “Diccionario visual de Arquitectura” por Francis D.K. Ching, ed. G. Gili, SA de CV, Mexico).

 Imagen 10 : Dibujo del plano, la Fachada lateral y las Proporciones áureas del Partenón (del libro “La Grecia. Da Micene al Partenone” por Henri Stierlin, ed. Taschen).

Imagen 11: Como decía Protágoras «El Hombre es la medida de todas las cosas».

Dibujo de una Cariátide del Erecteion (del libro “Storia di modelli esibitivi e critici” por Corrado Gavinelli, ed. Alinea).

Visitar la Acrópolis es la ocasión perfecta para ver su museo, que acoge una increíble colección de restos arqueológicos de la misma.

El museo fue reestructurado y ampliado en el 2009 y guarda Obras de Arte de toda la historia del Arte Griega, de la época arcaica al período de la dominación romana.
El mismo es una obra maestra de arquitectura contemporánea: distribuido en tres niveles que se apoyan sobre columnas de hormigón armado antisísmico, y una estructura de concreto, vidrio y acero, tiene una superficie de 25.000 metros cuadrados, diez veces más grande que el viejo.
La arquitectura del interior del museo con su monumentalidad se parece al espacio sagrado de un templo.

La amplia escalera recuerda el ascenso de los Propileos y su alto espacio central recuerda el Naos o Cella interior del Partenón, pero revisitados en clave moderna.

Imagen 12 : Foto del Museo de la Acrópolis de Atenas desde afuera

Imagen 13 : Fotos del Interior del Museo de la Acrópolis con las Cariátides

Imagen 14 : Fotos del Interior del Museo de la Acrópolis.

Imágenes 15-18: Fotos de esculturas antiguas.

Numerosas son las esculturas y estatuas de incomparable belleza. No debemos pasar por alto los mármoles del friso del Partenón, y las cinco Cariátides del Erecteion, ya mencionadas con anterioridad.
Muchos fueron los artesanos, carpinteros y albañiles que trabajaron en este lugar bajo la supervisión del gran escultor Fidia que consiguió realizar el grandioso programa del político Pericles, que el historiador griego Tucídides declaró como «El primer Ciudadano de Atenas».

Imagen 19 : Foto de la reconstrucción de esculturas del Frontón del Partenón.

Imagen 20 : Foto de maqueta de la Acrópolis.

Imagen 21 : Foto del Teatro del Acrópolis.

No olvidemos el Teatro de la Acrópolis, desde donde se puede ver la ciudad y el mar. Cada teatro griego fue construido de modo tal que cada espectador podía escuchar claramente las voces de los actores, incluso desde el punto más lejano.
Para el escritor y estudioso de antropología, el colombiano Samael Aun Weor los templos de la Antigua Grecia son asimismo un arquetipo de la “Casa de Dios”, construida por la proporción áurea, donde las partes están en armonía con el todo, y el todo está en armonía con cada parte.
Este escritor decía que “Por medio del Arte se llega directamente a la Conciencia, por medio del Arte se instruye al Cerebro Emocional y eso es grandioso. En los Templos de la antigua Grecia y de Eleusis, el Arte también se hallaba asociada a la Religión, a la Filosofía y a la Ciencia”.
Y entonces nos alimentamos con el “Arte Grande”, para estimular nuestra conciencia y nuestra parte emocional.


Arch. Roberto Carlando

Las fotos fueron realizadas por el autor del artículo.